EE.UU. se prepara para desarrollar tecnologías de cifrado resistentes a computadoras cuánticas

Estados Unidos se está preparando para proteger la privacidad de la información del abrumante poder de las todavía inexistentes computadoras cuánticas. El Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST) ha lanzado una convocatoria para que los expertos en cifrado le ayuden a desarrollar tecnologías que puedan salvaguardar los documentos almacenados en las computadoras actuales cuando las computadoras cuánticas comiencen a funcionar.

“Antes no se sabía si era físicamente posible desarrollar computadoras cuánticas, pero muchos científicos hoy en día creen que no es más que un reto de ingeniería”, explicó el NIST en el sitio web de su proyecto.

Las computadoras cuánticas funcionan con qubits en vez de bits. Un qubit puede ser un 1 o un 0, lo que puede ser complejo para programar, pero si se logra se puede crear una supercomputadora. Su diseño excepcional le daría la potencia necesaria para romper los algoritmos criptográficos más seguros de la actualidad con facilidad.

La computadora cuántica actual más potente tiene menos de 15 qubits y se necesitarían por lo menos 500 qubits para romper los cifrados actuales. No se sabe cuánto se tardará en desarrollar estas tecnologías por completo, pero se calcula que será por lo menos entre 10 y 20 años más. “Aunque todavía no podamos estimar la llegada exacta de la era de las computadoras cuánticas, debemos comenzar a preparar nuestros sistemas de seguridad informática para poder resistirlas”, dijo el NIST.

Kevin Curran, del Instituto de Ingeniería Eléctrica y Electrónica y de Ulster University, explicó que aunque la amenaza parezca lejana, el riesgo es demasiado grande como para dejar las investigaciones para último momento. “Si no comenzamos las investigaciones ahora, podríamos perder años de investigación crítica en este campo”, indicó.

Es por eso que el NIST quiere comenzar a recolectar, poner a prueba y ofrecer a los usuarios nuevos algoritmos resistentes a los ataques de computadoras cuánticas. La prioridad está puesta en las llaves públicas porque protegen información muy valiosa para los ciudadanos, como la de bancos electrónicos, y a la vez es una de las más vulnerables a los ataques cuánticos porque se basa en la incapacidad de los equipos actuales de descifrar números muy grandes, algo que no sería un problema para los ordenadores del futuro.

Es por eso que el NIST ha abierto una convocatoria para que los expertos en criptografía envíen sus propuestas de algoritmos para desarrollar llaves públicas de criptografía cuántica. La convocatoria estará abierta hasta noviembre de 2017 y los requisitos están detallados aquí.

Fuentes

CSO Online

Signal Magazine

Cnet News

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *