Hackers roban la información médica de reconocidos atletas internacionales

Un grupo de hackers conocido como “Fancy Bear” se ha infiltrado en los sistemas de la Asociación Internacional de la Federación de Atletas (IAAF) y les ha robado los registros médicos de los atletas más reconocidos del mundo.

La asociación descubrió que los cibercriminales habían conseguido acceso a la información privada cuando notó que se habían recopilado los metadatos de la Excepción de Uso Terapéutico (TUE) en un archivo nuevo. A partir de allí, la entidad inició una investigación con la ayuda de las autoridades del Centro de Seguridad Cibernética del Reino Unido (NCSC), la Agencia de Seguridad Digital de Mónaco (AMSN) y los expertos en seguridad de la compañía Context Information Security.

El ataque expuso la información médica de más de 80 atletas que habían solicitado una Excepción de Uso Terapéutico desde 2012. Este permiso ofrece a los atletas la posibilidad de tomar algunos medicamentos por necesidades médicas que de otro modo serían considerados de uso anti-deportivo.

“Nuestra prioridad es proteger la seguridad de los atletas que han confiado a la IAAF su información personal con la certeza de que era confidencial y seguro hacerlo”, dijo Sebastian Coe, presidente de la IAAF. “Les ofrecemos nuestras más sinceras disculpas y nos comprometemos a seguir haciendo todo lo que esté en nuestras manos para remediar la situación”.

Se cree que el grupo Fancy Bear, también conocido como ATP28, es el responsable de haber lanzado estos ataques. Este es el mismo grupo que el año pasado expuso los registros médicos de reconocidas deportistas como Selena Williams y Simon Biles después de haber atacado los sistemas de la Agencia Mundial Anti-Dopaje. Fancy Bear había realizado los ataques como reacción a la expulsión de los deportistas rusos de las olimpiadas de verano por consumir medicamentos prohibidos por la organización.

El grupo se jacta de representar a Rusia y las autoridades estadounidenses creen que trabaja en conjunto con el GRU, la agencia de inteligencia de Rusia. También se culpa a este grupo de haber llevado a cabo ataques a las campañas presidenciales de Hillary Clinton que ayudaron a darle la victoria a Donald Trump. Pero a pesar de las acusaciones, el grupo todavía no se ha atribuido el ataque como lo hizo en situaciones anteriores.

Fuentes

ZDNet

The New York Times

Reuters

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *