Imputan a tres personas que se infiltraron en compañías publicitarias legítimas para distribuir spam

Las autoridades estadounidenses han acusado a tres personas de haber llevado a cabo un robo masivo de direcciones de correo electrónico que afectó a compañías de marketing y publicidad de los Estados Unidos. Los datos robados estaban destinados al envío de spam, por lo que los usuarios afectados, además de haber sufrido una violación a su privacidad, corren el riesgo de recibir correos masivos con contenido fraudulento o malicioso.

Se cree que los acusados utilizaron ingeniería social para penetrar en los sistemas de las compañías de marketing afectadas: convencieron a sus empleados para que abrieran mensajes electrónicos fraudulentos infectados con un programa malicioso que se alojó en los sistemas de sus víctimas y entregó a los delincuentes acceso a su contenido.

Una vez dentro, el programa irrumpió en las bases de datos y recopiló los nombres de los clientes de sus víctimas y sus correos electrónicos, que habían compartido con las empresas afectadas para que le enviaran boletines y mensajes electrónicos de su interés. Los atacantes utilizaron esta información para enviar sus propios mensajes electrónicos no solicitados, en algunos casos desde los propios sistemas de las compañías afectadas.

Uno de los acusados, el vietnamita de 25 años Giang Hoang Vu, se ha declarado culpable de un cargo único de conspiración para cometer fraude informático y está esperando su sentencia. Un segundo acusado, que también es de Vietnam pero se encuentra fugitivo, Viet Quoc Nguyen, de 28 años, tiene en su contra 29 delitos con cargos que incluyen fraude informático y fraude de telecomunicaciones.

El tercer acusado, el canadiense David-Manuel Santos Da Silva, de 33 años, ha sido acusado de participar en una conspiración de lavado de dinero para esconder las ganancias ilícitas de sus cómplices y ofrecerles una plataforma en un sitio de marketing que él mismo administraba, Marketbay.com. De esta manera, les ayudó a generar ganancias ilícitas vendiendo productos a los usuarios que acosaban con mensajes spam. Las autoridades lo arrestaron en Florida el mes pasado.

La procuradora general asignada al caso, Leslie Caldwell, se refirió a la intrusión como “el robo de nombres y direcciones de correo más grande de la historia de Internet”.

Fuentes:
Hackers steal 1 billion email addresses in spam scheme The New Zealand Herald
Montrealer charged in spam scheme involving one billion email addresses Montreal CTV News
Feds: Hackers Stole 1 Billion Email Addresses in Spam Scheme ABC News

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *