Ataque phishing contra clientes de un banco japonés

La mayoría de los correos phishing para robar datos bancarios y de pago electrónico están redactados en inglés. Sin embargo, cada vez vemos más mensajes fraudulentos redactados en otros idiomas, lo que sugiere que la cantidad de ataques contra los usuarios de bancos en países de habla no inglesa está aumentando. Este es un ejemplo de una notificación falsa en japonés, supuestamente enviada por un importante banco en Japón.

El texto del mensaje falso advierte a los usuarios de una posible fuga de sus datos personales. También se les anuncia que el sistema de seguridad del banco ha sido actualizado para proteger sus cuentas, por lo que tienen que activar el enlace e introducir sus credenciales y contraseñas en el sitio del banco para evitar que se bloqueen sus cuentas. Los datos introducidos en el formulario fraudulento phishing se envía a los ciberdelincuentes que entonces podrán acceder a la cuenta de la víctima y controlar su dinero mediante el sistema de banca online.

El campo “De” del mensaje especifica una dirección registrada en un reconocido servicio de correo gratuito con dominio taiwanés (.tw). La dirección del sitio phishing que aparece en el cuerpo del mensaje era similar a la del sitio web oficial del banco, pero la dirección real de la página a la que se dirigía al usuario era diferente. Puesto que la página fraudulenta estaba diseñada para imitar a la página oficial del banco, los usuarios sólo podían darse cuenta del truco si prestaban mucha atención a la dirección sospechosa en el navegador.

Un mes después nuestros colegas detectaron un envío masivo de mensajes phishing similares.

La dirección del remitente parecía legítima. El texto informaba al destinatario que el banco había actualizado su sistema de seguridad y que el usuario debía activar el enlace para confirmar los credenciales de su cuenta. Ese enlace iba al mismo enlace phishing del primer ejemplo, pero esta vez la falsificación era mucho más elaborada. Sólo un usuario experto podría notar la diferencia.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *